Zempoala, el reto de convertirse en verdadero Pueblo Mágico (VIDEO)

Transformación es una palabra clave para el rumbo a seguir en el séptimo municipio que recibe esa denominación, pues hasta ahora no hay capacitación por parte de funcionarios
0
154
Zempoala tiene el reto de convertirse en un verdadero Pueblo Mágico.

Estoy aprendiendo la forma de respirar,
este aire enrarecido,
estoy empezando a sentir las mutaciones…

“Ruinas”. La Barranca.

Zempoala es el séptimo municipio de Hidalgo en recibir el nombramiento de Pueblo Mágico por parte de la Secretaría de Turismo federal; sin embargo, entre la población de esta demarcación hay opiniones encontradas con respecto a dicha designación.

Réplica visitó este destino turístico que cuenta con grandes riquezas como sus haciendas, templos y hasta un pequeño museo comunitario, para platicar con su gente respecto a lo que representa la designación.

Para una parte del sector comercio es indiscutible que convertirse en Pueblo Mágico traerá beneficios, como el crecimiento en la oferta de servicios, reactivación económica y desarrollo en infraestructura, al contar con más recursos de la federación; sin embargo, para otros implica la necesidad de actualizarse y responder de mejor forma al turismo.

Zempoala cuenta con diversas riquezas para ofrecer a sus visitantes, pero falta capacitación y apoyos.
Haciendas, gastronomía y un majestuoso acueducto son parte de las riquezas. Fotos: Réplica.

Estoy aprendiendo maneras para estirar,
un poco de dinero,
estoy aprendiendo a vivir en crisis…

DE LOS RUMORES A LAS ACCIONES

Para los trabajadores de la panadería “La Guadalupana”, negocio que cuenta con más de 90 años y que elabora los tradicionales panes de la región conocidos como “burras” y “bicicletas” rellenos de queso, hay grandes expectativas, sobre todo cuando aún se resienten los efectos de la pandemia.

Opinan que incluso ya se habla entre la gente del propio municipio sobre la inminente llegada de cadenas hoteleras e infraestructura que posibilite no sólo el arribo de turismo del estado sino de otras entidades del país o incluso de otras naciones, lo que abriría fuentes de empleo y mejoraría los ingresos.

No obstante, afirmaron que todavía no cuentan con la adecuada capacitación por parte de las autoridades estatales ni municipales, por lo que urgieron a recibir talleres y la formación necesaria en este sentido.

Jennifer Chávez, quien labora en una de las tiendas de artesanías, confirmó que no hay acercamiento por parte de ninguna autoridad para que oriente al sector con respecto a la atención que debe brindarse y no saben tampoco cuál será el rumbo que tomarán sus negocios.

Aunque los propios comerciantes ya realizaron una reunión donde establecieron ciertas previsiones, como el cumplimiento irrestricto de medidas sanitarias para que no existan condiciones que los lleven a un nuevo cierre, como ocurrió hace meses, ante los crecientes contagios de Covid-19.

Zempoala tiene el reto de convertirse en un verdadero Pueblo Mágico, pero requiere voluntad y apoyos.
Doña Luz es la responsable del Museo Comunitario de Zacuala, con alrededor de 5 mil 300 piezas.

Estoy adaptando mi cuerpo para vivir,
en medio de las ruinas;
en este país la mayor atracción son las ruinas.

GUARDIANA DE SABERES, PERO SIN APOYOS

María de la Luz Gutiérrez carga sobre su espalda la pesada responsabilidad de administrar el Museo Comunitario Tzaculli (Zacuala), ubicado a unos minutos de la cabecera municipal y que, por cierto, no cuenta con ninguna señalética a seguir para llegar.

Es un sitio pequeño, pero a la vez inmenso por la riqueza que guarda: alrededor de 5 mil 300 piezas arqueológicas de las culturas teotihuacana y azteca, pero que carece de apoyos para ofrecer un mejor servicio a quienes acuden para conocer parte de la historia prehispánica de la región.

“Me cortaron la luz porque ya no pude pagar, no tenemos ningún apoyo ni de la Secretaría de Cultura ni la de Turismo, no se han acercado porque no les interesa, ni el INAH (Instituto Nacional de Antropología e Historia) ya se acuerda de nosotros”, expuso doña Luz al abrirnos las puertas de este espacio.

Guarda infinidad de tesoros antiguos, fósiles, huesos, reliquias de las haciendas pulqueras, objetos que su suegro comenzó a comprar a sus vecinos para rescatarlos y evitar el saqueo, para dignificarlos y compartirlos con el mundo, pero al parecer eso no interesa a las autoridades.

María de la Luz lamentó que el gran legado que guarda pueda perderse, ya que el sitio tiene humedad, situación que podría repararse con pocos recursos, pero no los hay, como tampoco hay interés local por incrementar las visitas a este que podría ser otro de los atractivos del Pueblo Mágico.

Te puede interesar: La basura, una asignatura pendiente para Hidalgo

Estoy aprendiendo,
entre las ruinas;

sigo aprendiendo,
entre las ruinas.

OPORTUNIDAD HISTÓRICA PARA TURISMO

El camino de Zempoala, a sólo unos minutos de la capital hidalguense, deberá recomponerse con el objetivo de no perder lo ganado, que fue presentado con “bombo y platillos”, pues tiene que atender disposiciones federales específicas.

A pesar de todo, habitantes como Lidia señalaron que el municipio tiene mucho que ofrecer a sus visitantes, una vasta gastronomía, tradiciones y lugares como el Acueducto del Padre Tembleque, inscrito desde 2015 en la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco, así como sus haciendas e iglesias.

Lo cierto es que en el tiempo dedicado a este trabajo, pese a que había varios turistas con cámaras en mano recorriendo el municipio, no se vio un solo policía, un funcionario… alguna persona del gobierno local que ofreciera orientación o guía.

Tal vez la administración entrante pueda pensar en la urgente instalación de un módulo turístico y la capacitación adecuada no sólo a su personal sino al sector comercio y de servicios, con el fin de garantizar que Zempoala no quede al margen y pierda esta gran oportunidad de progreso… ¿podrá estar a la altura? Ya veremos.

Aquí puedes ver y conocer un poco más de Zempoala Pueblo Mágico:

Este reportaje es acompañado por la canción “Ruinas” de La Barranca, aquí puedes escucharla mientras lees: