Investiga la UIF a Luis Miranda, extitular de la Sedesol

-Reveló el titular de la unidad dependiente de la SHCP que son varias las denuncias contra exintegrantes de gabinete
0
351

Bajo investigación de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, permanece el actual diputado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y quien fuera titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Luis Miranda Nava, confirmó esta tarde Santiago Nieto.

El funcionario “bajo la lupa” de la UIF, según expuso el titular de la dependencia, Santiago Nieto, formó parte del gabinete del expresidente Enrique Peña Nieto y es investigado como resultado de diversas denuncias hacia altos funcionarios del gobierno anterior, entre ellos R.R.B., extitular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano de México (Sedatu); y el recientemente fallecido Gerardo Ruiz Esparza, extitular de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT).

Apuntó Nieto que no se trata sólo de combatir la corrupción sino además que este tipo de casos “vayan a los tribunales y resuelvan lo que sea, no se trata de mandar a la cárcel a los altos funcionarios del gobierno anterior, sino que cumplan las que hicieron”.

Recordó que también se presentaron denuncias contra Emilio Lozoya (exdirector de Petróleos Mexicanos y en proceso de extradición); “está en proceso de investigación un caso contra Luis Miranda, y ahí el presidente (López Obrador) lo que me ha comentado es que tenemos que tener (sic.) una política de cero tolerancia a la corrupción y a la impunidad”, refirió quien dirige la UIF.

Aseveró que no se trata de persecuciones, pues se actúa en todos los casos apegados a derecho, pero implica el congelamiento de cuentas si existen indicadores de lavado de dinero.

Esta información fue brindada por el titular de la UIF este día durante una reunión virtual con diputados del Partido del Trabajo (PT), donde Santiago Nieto reveló la lista de exfuncionarios con investigaciones en curso.



UN DATO

De acuerdo con la Auditoría Superior de la Federación (ASF), el gasto durante la administración de Peña Nieto de 8 mil millones de pesos para la denominada “Cruzada contra el hambre”, no sirvió de nada, pues las condiciones de las familias en extrema pobreza siguen igual, incluso con el paso de cuatro titulares por la Sedesol durante el gobierno del priista mexiquense.

Te puede interesar: Anuncia AMLO un millón de nuevos créditos para pequeñas empresas